González Casares denuncia dificultades en el cumplimiento del acuerdo pesquero en su viaje a Senegal

febrero 23, 2022

Una delegación de la Comisión de Pesca del Parlamento Europeo se reúne con el ministro de Pesca y Economía Marítima Alioune Ndoye

Urgen una reunión de la Comisión Mixta de Seguimiento del Acuerdo Senegal-UE para desbloquear la situación

Una delegación de la Comisión de Pesca del Parlamento Europeo se desplazó esta semana a Senegal para analizar el estado del Acuerdo de Pesca ante las trabas con las que se está encontrando la flota europea. Con esta misión parlamentaria se busca validar con las autoridades senegalesas el punto en el que se encuentra el pacto y las inversiones que está realizando el país a su amparo. Además, se recogerán las demandas de las asociaciones de pescadores y representantes de la flota de la pesca de la UE.

En la reunión mantenida con el ministro de Pesca y Economía Marítima, Alioune Ndoye, el eurodiputado Nicolás González Casares, del Grupo de la Alianza de Socialistas y Demócratas, constató «las muchas dificultades que se están dando en Senegal en la aplicación del acuerdo pesquero». Ndoye mantuvo su postura respecto a la negativa de nuevas licencias para los barcos europeos. Una decisión que Senegal tomaba el 1 de enero y que agrava la situación de los pescadores de la UE en el país, especialmente los de la flota cañera del atún y la de la merluza negra, para las cuáles el acuerdo pesquero acordaba hasta diez y dos barcos en activo, respectivamente.

No obstante, desde julio de 2020 los cañeros, procedentes del País Vasco y de Francia, han prohibido acceder a la bahía de Hann para hacerse con el cebo que necesitan para faenar, lo que los lleva a permanecer amarrados en el puerto. En su momento, la Comisión Europea ya había emitido un informe científico que evidenciaba el bajo impacto que tiene la recogida de ese cebo en la zona de la ensenada senegalesa.

Parte de la flota europea también permanece parada ante los desacuerdos en los pagos y en las auditorías de las inversiones recogidas en el acuerdo sectorial. De acuerdo con el protocolo en vigor, la contribución financiera anual de la UE quedó fijada en 1,7 millones de euros, 800.000 por el acceso a las aguas de Senegal y el monto restante para apoyar la política pesquera del país, con el objetivo de contribuir a la mejora en el control de la pesca y al desarrollo de la investigación pesquera y de la certificación sanitaria de los productos del mar.

Con el propósito de dirimir estas disconformidades, se acordó con el ministro de Pesca y Economía Marítima fijar una reunión de la Comisión Mixta de Seguimiento del Acuerdo Senegal-UE en la mayor brevedad posible «con la esperanza de que se pueda avanzar en una situación que ahora mismo está bloqueada», explicaba González Casares.

En esta misión parlamentaria participa también el presidente de la Comisión de Pesca del Parlamento Europeo, Pierre Karleskind, y los eurodiputados Izaskun Bilbao (PNV), Predrag Fred Matič (S&D), Niclas Herbst (Grupo del Partido Popular Europeo) y Caroline Roose (Grupo de los Verdes).

Artículos relacionados